Desgravar la hipoteca en la RENTA 2023

La deducción por vivienda habitual desapareció hace más de una década, aunque todavía hay miles de contribuyentes que se desgravan cada año el 15% (7,5 de cuota autonómica y 7,5%) de las cantidades que pagan de la hipoteca, con un límite de 9.040 euros anuales.

Con la Campaña de la Renta 2023 en marcha, todavía quedan contribuyentes que no han presentado su declaración y que pueden ahorrar unos cuantos euros. Resolvemos todas las dudas al respecto.

Desgravar la hipoteca en la RENTA 2023
Puedo desgravar la hipoteca en la declaración de la renta 2023

Desgravar la hipoteca de la vivienda habitual

Hay que tener en cuenta que no se puede desgravar cualquier hipoteca en la declaración de la renta. De hecho, los requisitos para poder hacerlo son bastante concretos y dejan fuera de esta posibilidad a una buena parte de las hipotecas actuales:

  • La compra de la vivienda debe ser anterior al año 2013.
  • La hipoteca debe ser sobre la vivienda habitual, es decir, aquella en la que el contribuyente resida durante un plazo continuado de, por lo menos, tres años. También se considera vivienda habitual aquella en la que el contribuyente resida durante un plazo de 12 meses desde la fecha de su compra o del fin de las obras.
  • El importe de la hipoteca debe destinarse íntegramente para la compra del inmueble. En muchas ocasiones, además de la hipoteca, el banco concede más dinero para destinar al inmueble, por ejemplo, para una reforma, adquisición de mobiliario, etc. Si es así, solo se podrá desgravar el importe satisfecho para la compra de la vivienda.
  • La hipoteca debe estar destinada a un bien inmueble, no bienes muebles. Es decir, no podrá desgravarse si la hipoteca es de una casa móvil o un vehículo que se utiliza como vivienda.
  • En el caso de la Comunidad Foral de Navarra, se pueden desgravar aquellas hipotecas firmadas hasta el 1 de enero de 2018.
  • Si tributas en el País Vasco, puedes desgravar la hipoteca sin importar la fecha en la que firmaste.

Desgravar la hipoteca, ¿quién puede hacerlo?

Desde el 1 de enero de 2013, la deducción por inversión en vivienda habitual que permite desgravar la hipoteca se limita a los siguientes casos:

  • Si adquiriste tu vivienda habitual o pagaste por su construcción antes del 1 de enero de 2013
  • Si realizaste pagos antes del 1 de enero de 2013 por obras de rehabilitación o ampliación de tu vivienda, concluidas antes del 1 de enero de 2017
  • Si efectuaste pagos antes del 1 de enero de 2013 para obras de adecuación para personas con discapacidad, finalizadas también antes del 1 de enero de 2017
  • Además, para acogerse a esta deducción, es necesario haberse aplicado la misma en 2012 o antes, a menos que no se haya podido debido a que la inversión no superó el límite exento o las bases de deducción de viviendas previas

¿Cuánto desgrava la hipoteca? Ejemplo práctico

En el caso de cumplir con los requisitos necesarios para desgravar la hipoteca, el contribuyente puede desgravarse hasta un 15% de lo que se ha pagado por la hipoteca en dicho año, con un límite de 9.040 euros anuales (18.080 euros si hay dos titulares).

Veamos un ejemplo práctico: si la cuota del préstamo es de 600 euros al mes, el pago anual es de 7.200 euros, por lo que a esa cantidad es a la que se aplica el 15% de la deducción, que da como resultado 1.080 euros.

En algunas comunidades autónomas, además, existen otras ventajas fiscales que permiten desgravar la hipoteca, por ejemplo, tener discapacidad, ser menor de 35 años o ser víctima de violencia de género o de terrorismo.

¿Qué hipotecas pueden desgravar en la Renta 2023?

Si contratamos una hipoteca que cumple las circunstancias descritas con anterioridad, pero posteriormente hemos modificado la hipoteca, a pesar de que los cambios aplicados hayan sido posteriores a 2013, en este caso sí que podemos desgravar la hipoteca. De este modo, podemos encontrarnos con tres situaciones:

  • Amortización anticipada: Si hemos realizado una devolución anticipada de la hipoteca (ya sea total o parcial)
  • Subrogación del acreedor: En este caso, se considera que lo que se hace es modificar las condiciones de la financiación, por lo que no hay problema en seguir aplicando la desgravación
  • Contratar una nueva hipoteca, pero cancelando una antigua: Si hemos firmado una nueva hipoteca con fecha posterior a 2013, pero para ello hemos cancelado una antigua que sí que era anterior a dicha fecha, la podemos desgravar sin ningún problema

¿Cómo poner la hipoteca en la declaración de la renta?

Hay que rellenar dos casillas para desgravar la hipoteca en la declaración de la Renta 2023. Están dentro del apartado “deducción por inversión en vivienda habitual”.

La casilla 547 corresponde al tramo estatal de la deducción, mientras que la casilla 548 corresponde al tramo autonómico.

¿Qué puedo desgravar de la hipoteca de mi vivienda habitual?

En lo referente a la hipoteca, puedes desgravar los pagos que se efectúen año a año, entre ellos:

  • Cuotas
  • Comisiones de apertura o amortización
  • Amortizaciones anticipadas
  • Gastos de refinanciación
  • Gastos de cancelación
  • Gastos de cancelación registral
  • Gastos de novación o subrogación

Además, puedes optar a una deducción de hasta el 60% por la realización de obras que mejoren la vivienda a nivel energético. Estas exenciones no solo se aplican a vivienda habitual, sino a las que estén alquiladas o que se planeen estarlo.

¿Se puede deducir el IVA de una vivienda de obra nueva?

El IVA de una casa de obra nueva es un 10% del valor de compra del inmueble, salvo si se trata de viviendas de protección oficial (VPO) o promoción pública, que es de un 4%.

De forma general, no se podrá desgravar el IVA por la compra de una casa nueva. Solo puede desgravarse en aquellos casos en los que la vivienda se destine a una actividad empresarial en la que se obtendrá beneficio económico.

fuente:https://www.idealista.com/news/finanzas/hipotecas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *