Compartir

Si eres de los que tiene que cuidarse y no puedes permitirte un capricho dulce para evitar engordar, aquí tienes una propuesta que te va a gustar.

El bizcocho de zanahoria y avena es un delicioso postre, y saludable, para que puedas tomarlo en cualquier momento. Una variante del típico pastel o bizcocho de zanahoria al que se le añaden copos de avena para tener una apuesta nutritiva sin que la báscula lo note, además de quedar muy esponjoso gracias a sus principales ingredientes. Por un lado, la zanahoria es muy rica en potasio, calcio, magnesio, fibra, vitamina C y ácido fólico. Tiene una alta concentración de los llamados betacarotenos que nuestro organismo transforma en Vitamina A y esto nos ayuda a fortalecer las uñas y el cabello. También tiene gran cantidad de antioxidantes, por lo que previene el envejecimiento. Y al tener un alto contenido en agua, es un vegetal diurético. Y, por otro lado, la avena es uno de los cereales más completos porque es rica en hierro, fibra, calcio, magnesio y zinc, además de contener vitaminas como B1, B2, D, A y E. Asimismo, tiene una alta concentración de seis de los ocho aminoácidos esenciales como la isoleucina, lisina o fenilamina que ayudan a reducir el colesterol malo.

INGREDIENTES

  • 3 ud de Huevos
  • 100 ml de Aceite de oliva virgen extra
  • 150 g de Zanahoria rallada
  • 100 g de Copos de avena
  • 150 g de Harina de avena
  • 120 g de Azúcar moreno
  • 1 cucharadita de Canela molida
  • 15 g de Levadura química
  • 1 puñado de Uvas
  • 1 puñado de Copos de avena

PREPARACIÓN

  • Antes de comenzar con la receta, precalienta el horno a 180ºC.
  • Comienza mezclando los 3 huevos y el azúcar moreno en un bol con la ayuda de unas varillas o de la batidora hasta que los huevos hayan doblado su volumen y estén blanquecinos.
  • A continuación, añade el aceite y la zanahoria rallada. Sigue mezclando para que se integren bien.
  • El siguiente paso es añadir los copos de avena, la harina, la levadura y la canela en polvo. Continúa mezclando para que quede una masa homogénea.
  • Prepara un molde engrasado con aceite y un poco de harina para que no se pegue. También puedes forrarlo con papel de hornear.
  • Vierte la masa en el molde y da unos pequeños golpes para que se quiten las posibles burbujas de aire.
  • Antes de meterlo en el horno coloca las uvas pasas y los copos de avena por encima. Un truco para que las uvas pasas no se vayan al fondo del molde es enharinarlas un poco antes de ponerlas por encima.
  • Mete el molde en el horno ya caliente y deja que se haga durante unos 30 o 40 minutos a 180ºC.
  • Para saber si el bizcocho de zanahoria y avena se ha hecho bien, pincha con un palillo el centro del mismo. Si sale húmedo le faltan unos minutos. Si sale seco ya es el momento de sacarlo. Deja que se enfríe antes de desmoldarlo.

fuente: www.hola.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *