Compartir

El 2018 ha sido el mejor año para el mercado de la vivienda desde que estalló la crisis. Tras el pinchazo de la burbuja inmobiliaria, el sector cayó en picado y hasta 2015 no comenzó a dar visos de recuperación. Pero no ha sido hasta el ejercicio que acaba de terminar cuando ha retomado un verdadero ímpetu.

imagen cincodias.elpais.es

Los expertos coinciden en que este 2019 continuará la buena senda, aunque de forma algo más moderada, como también lo hará la propia economía española. Descartan una burbuja pero ponen el acento sobre las principales ciudades del país, donde los precios están particularmente tensionados e incluso rebasan, en algunas capitales como Madrid y Barcelona y en lo que se refiere a alquileres, los niveles precrisis. leer más

fuente:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *